Visitas CIEs

Un equipo de voluntarios de Sos Racismo Madrid visita a internos del Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de Aluche. En el CIE se encuentran personas cuya documentación no está en regla. La legislación española permite que, a pesar de no haber cometido ningún delito, estas personas sean encerradas por un periodo de hasta 60 días.

En teoría dicho encierro va encaminado a la deportación de los inmigrantes a sus países de origen. Sin embargo los extranjeros deportados son un porcentaje muy pequeño de los internos. Cada año, en el CIE de Aluche se priva de libertad a casi 3000 personas.

Las condiciones dentro del CIE son muy difíciles. A los efectos psicológicos de la falta de libertad se suman, malas condiciones higiénicas, saturación, frecuentes tratos vejatorios y violencia por parte de las fuerzas de seguridad, etc.

Las visitas que realizamos desde Sos Racismo Madrid se dirigen fundamentalmente a internos que reciben pocas visitas por parte de sus familiares y amigos. En ocasiones los familiares no disponen de documentación por lo que no pueden acceder al Centro en calidad de visitante, o bien viven en otras provincias. También recibimos solicitudes por parte de los allegados para que visitemos a algún interno. Los casos que lo requieren se complementan con seguimiento jurídico o psicológico.

Además de la labor de acompañamiento y seguimiento profesional, las visitas al CIE nos permiten conocer de primera mano la situación en estos Centros y las posibles violaciones a los Derechos Humanos que en ellos se producen. Esta información se recoge en dossieres, como Voces contra y desde los Centros de Internamientos de Extranjeros.

En la denuncia y la lucha por el cierre del CIE de Aluche trabajamos en red con la campaña CIEs NO Madrid, integrada por varias asociaciones, y en coordinación con la campaña estatal por el cierre de los CIEs, con los que organizamos anualmente el Día contra los CIEs (15 de junio).

Noticias y comunicados sobre CIEs.

Protesta contra los CIEs en la Plaza Mayor de Madrid.