Queja por comentarios racistas a un concursante de Gran Hermano Revolution

Con fecha de hoy, lunes 23 de octubre de 2017, SOS Racismo Madrid ha presentado la siguiente queja al Departamento de Responsabilidad y Gobierno Corporativo de Telecinco por los comentarios racistas vertidos contra un concursante de Gran Hermano Revolution.

 

Desde SOS Racismo Madrid queremos denunciar las situaciones de racismo que se han dado en el programa Gran Hermano Revolution. A lo largo de la participación del concursante Javier Eneme en el espacio televisivo se vertieron diferentes comentarios de carácter racista al participante y que pudieron verse tras su expulsión en la Gala 6, el pasado viernes día 20 de octubre.

En la entrevista posterior a la expulsión, el programa emitió un vídeo recopilatorio en el que otros concursantes hicieron a Javier Eneme dos bromas racistas (que el programa tiene cámaras infrarrojas para poder verle por la noche y que él es la ”oveja negra” de la casa). En el vídeo se puede ver cómo él les reprochó los comentarios y les dijo que no toleraría bromas racistas. Ellos, junto con otros concursantes, reaccionaron a la defensiva, quejándose por haber sido tachados de racistas.

El programa presentó el vídeo como una muestra de las discusiones y momentos de tensión que Javier Eneme tuvo con los otros concursantes. El presentador, Jorge Javier Vázquez, dijo que Javier tenía todo el derecho a decirles que no le gustaron las bromas y añadió que después de ver el vídeo él cree que el concursante no llamó racista a nadie. Un invitado del programa, familiar de una de las concursantes envueltas en los insultos, le pidió disculpas a Javier si se ha sentido ofendido.

Estos acontecimientos demuestran varias circunstancias que queremos resaltar:

  • Pone de relieve los continuos comentarios racistas en situaciones de todo tipo con las que tienen que convivir las personas racializadas en España.
  • Demuestra lo difícil que es denunciar situaciones de este tipo, ya que llamar la atención sobre hechos racistas termina provocando la negación de estos hechos, reduciéndolos a “bromas”.
  • El desarrollo del programa deja la perspectiva de que Javier ha sido quien ha obrado incorrectamente por denunciar esos comentarios y no los otros participantes por hacerlos.
  • La falta de reacción por parte del programa, que a pesar de tener en conocimiento todo lo sucedido incluso publicando un vídeo recopilatorio de los hechos denunciados por el concursante Javier Eneme, no toma acciones de ningún tipo contra los participantes acusados de racismo.

Por ello, solicitamos tanto al programa Gran Hermano Revolution como a Telecinco y Mediaset que en virtud de la Ley 7/2010, de 31 de marzo, General de la Comunicación Audiovisual, que establece como falta muy grave “la emisión de contenidos que de forma manifiesta fomenten el odio, el desprecio o la discriminación por motivos de nacimiento, raza, sexo, religión, nacionalidad, opinión o cualquier otra circunstancia personal o social”, condenen durante la emisión de una de las galas los comentarios racistas recogidos durante la estancia de Javier Eneme, condena a la que deberían sumarse también los concursantes denunciados.

Asimismo, instamos a la Dirección de Telecomunicaciones y del Sector Audiovisual de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia a actuar frente a este tipo de contenidos que normalizan el racismo y no reaccionan de manera adecuada contra los mismos.